HISTORIA DEL CHANCO

En nuestro mes patrio, qué mejor que conocer la leyenda y la historia del emblemático queso de Chanco. Tan emblemático que hasta hoy buena parte de los mantecosos industriales que se elaboran en Chile llevan ese apellido. Pero veamos de qué hablamos cuando hablamos de Chanco.

FERMENTO CABRA CON CORTEZA AL VINO TINTO

FERMENTO CABRA CON CORTEZA AL VINO TINTO

En la línea de los quesos suaves y populares preferidos por el consumidor nacional. De tono amarillo pajizo y ojos dispersos e irregulares. Aroma tenue floral junto a ahumados y recuerdos a mantequilla. Sabor amable equilibrado, untuoso y con cierta elasticidad, leve dejo salino. Armonía: juntos, vino y queso se respetan mutuamente permaneciendo inmutables sus sabores originales.

CURACAUTIN DE VACA

CURACAUTIN DE VACA

Nos sorprendió este queso de vacas normandas, grandes productoras de leche de buen contenido graso, que viene de Curacautín, en la IX Región. Es de color marfil, corteza natural y escasos ojos dispersos. Aromas a mantequilla y levadura fresca. Sabor simple, cremoso y levemente dulce. Es un queso armónico, limpio e ideal para toda la familia. Con el vino: Son tal para cual, resaltando la redondez en ambos, mayor untuosidad en el queso y taninos dulces en el vino.

ARROLLADO SOLER

ARROLLADO SOLER

Aspecto pálido marrón claro y aromas moderados destacando los típicos tonos especiados del arrollado. En boca, acertada sazón con textura semi firme y buena relación carne magra – tocino. Se recomienda dejar airear durante media hora antes de consumirlo. Armonía: Las especias dulces en este arrollado aumentan la viveza y jugosidad en boca de este carmenere.

SANTA CAROLINA RESERVA DE FAMILIA CARMENERE

SANTA CAROLINA RESERVA DE FAMILIA CARMENERE

Se cosecha a mano y mantiene una prolongada maceración post fermentativa. Crianza en roble durante 15 meses más seis de reposo en botella antes de su comercialización. Color intenso con ribetes morados. Su nariz expresa un vino maduro, afrutado con recuerdos a compota de guindas, frambuesas y fundida madera (vainilla, cedro). En boca se aprecia amplio y a la vez redondo. Acidez y taninos bien amalgamados. Final delicado, persistente.

CHANCO EL ROBLE

CHANCO EL ROBLE

En la línea de los quesos suaves y populares preferidos por el consumidor nacional. De tono amarillo pajizo y ojos dispersos e irregulares. Aroma tenue floral junto a ahumados y recuerdos a mantequilla. Sabor amable equilibrado, untuoso y con cierta elasticidad, leve dejo salino. Armonía: juntos, vino y queso se respetan mutuamente permaneciendo inmutables sus sabores originales.

MARIDAJES
ANTERIORES